jueves, 31 de diciembre de 2015

"DIOS TE BENDIGA EN ESTE AÑO 2016"


Salmo 37:4 Deléitate asimismo en Jehová,
Y Él te concederá las peticiones de tu corazón.
5 Encomienda a Jehová tu camino, Y confía en Él; y Él hará.

Con cariño: Tere.

¡Qué Dios te bendiga!
Resultado de imagen para barra separadora para blog feliz año nuevo



miércoles, 30 de diciembre de 2015

"ULTIMO MIERCOLES DEL 2015 RODEADOS DE TUS PROMESAS"



Hola... ¡Dios te bendiga!
No hay nada más importante y más hermoso, que comenzar nuestro día meditando, atesorando en nuestro corazón y poniendo por obra la Palabra de Dios. Y por ende poder derramar en oración nuestro corazón a Dios, deseosos de que nos llene de su presencia y nos bendiga por medio de Jesús, nuestro amado Salvador.


Te invito a que podamos tomar para nuestra vida y familia, las promesas que Dios tiene para nosotros.


San Lucas 1:37  porque nada hay imposible para Dios.


San Juan 6:47 De cierto, de cierto os digo: El que cree en Mí, tiene vida eterna.


Filipenses 4:6 Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias.
7 Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.



San Mateo 28:20 enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí Yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén.


Isaías 41:10 No temas, porque Yo estoy contigo; no desmayes, porque Yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.


San Lucas 11:9 Y Yo os digo: Pedid, y se os dará; buscad, y hallaréis; llamad, y se os abrirá.
10 Porque todo aquel que pide, recibe; y el que busca, halla; y al que llama, se le abrirá.



Hechos 16:31  Cree en el Señor Jesucristo, y serás salvo, tú y tu casa.


Jeremías 33:6 He aquí que Yo les traeré sanidad y medicina; y los curaré, y les revelaré abundancia de paz y de verdad.


Jeremías 29:11 Porque Yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis.
12 Entonces me invocaréis, y vendréis y oraréis a Mí, y Yo os oiré;
13 y me buscaréis y me hallaréis, porque me buscaréis de todo vuestro corazón.



San Juan 3:16 Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en Él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.
17 Porque no envió Dios a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para que el mundo sea salvo por Él.



Tal vez estás terminando el año 2015, sin recibir a Jesús en tu corazón. O quizás por diferentes situaciones de tu vida, te alejaste de Dios.
Te animo y te aliento a que puedas hoy abrir tu corazón a Jesús. Él te ama, te espera cada día y desea tener una relación con vos.


Vamos a orar:


Dios en el nombre de Jesús te pido perdón por cada uno de mis pecados, me arrepiento ahora de cada uno de ellos. Tomo la decisión personal de recibir a Jesús como mi salvador personal. Anotá mi nombre en el Libro de la Vida. Espíritu Santo lléname de tu presencia. Amén.


Con cariño: Tere.


¡Qué Dios te bendiga!






domingo, 27 de diciembre de 2015

"DIOS TE BENDIGA EN ESTE ÚLTIMO DOMIGO DEL 2015"


En dónde te encuentres, desde mi corazón, te deseo qué Dios bendiga tu vida y tu familia.
No termines este año, sin rendirte a los piés de Dios, sin recibir a Jesús en tu corazón, sin dejar que el Espíritu Santo te llene de su presencia.
No termines este año sin orar, sin leer la Biblia, sin perdonar.
No dejes que este domingo sea un domingo como los demás, proponete en Cristo ser una persona que deja huellas de bendición en el corazón y las vidas de los demás.

Jesús te ama, no hay nada ni nadie que te puede separar de su gran amor.

Amado/a, te regalo este pasaje bíblico, para que lo análisis y veas a la luz de la Palabra; cuánto te has preocupado en ver como ha prosperado tu alma.

3 de Juan 1:2 Amado, Yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma.

Con cariño: Tere.

¡Qué Dios te bendiga!




jueves, 24 de diciembre de 2015


San Mateo 1:18 El nacimiento de Jesucristo fue así: Estando desposada María su madre con José, antes que se juntasen, se halló que había concebido del Espíritu Santo.
19 José su marido, como era justo, y no quería infamarla, quiso dejarla secretamente.
20 Y pensando él en esto, he aquí un ángel del Señor le apareció en sueños y le dijo: José, hijo de David, no temas recibir a María tu mujer, porque lo que en ella es engendrado, del Espíritu Santo es.
21 Y dará a luz un hijo, y llamarás su nombre JESÚS, porque Él salvará a su pueblo de sus pecados.
22 Todo esto aconteció para que se cumpliese lo dicho por el Señor por medio del profeta, cuando dijo:
23 He aquí, una virgen concebirá y dará a luz un hijo, Y llamarás su nombre Emanuel, que traducido es: Dios con nosotros.

Corría el año 1985 (época de dinosaurios, ja,ja,) cuando una jovencita de tan sólo 19 años, abrió su corazón a Jesús y su vida le entregó.
Esa jovencita ahora tiene 49 años y soy yo. Puedo decir que nunca Jesús me abandonó, jamás me soltó de su mano y cada año, al llegar esta fecha no solamente conmemoro el nacimiento de Jesús; sino también celebro que Él me salió al encuentro y mi vida por medio de su amor cambió.
¡Dios te bendiga en esta Navidad, qué hoy sea un día de reflexión, de meditación y de nuevos comienzos para vos y los tuyos, con Cristo en el corazón!!
Abrazos.

Con cariño: Tere.

¡Qué Dios te bendiga!


sábado, 19 de diciembre de 2015

Y SABRINA PREPARÓ SU MALETA.... ¿Y VOS?

Salmo 31:15 En tu mano están mis tiempos;

Ella era una simple mujer, joven, muy bonita, llena de ilusiones y de expectativas. Pero vivía bajo una tensión constante, su vida era dominada por el qué dirán.
Desde muy pequeñita su vida rindió a Jesús, siempre fue muy solidaria, amante de la verdad.
Pero en su rostro, había un destello de angustia y en su mirada se reflejaba la soledad.
Sabrina es su nombre, es conocida en el ambiente cristiano por ser servicial. Y en su trabajo secular, se destacaba por ser diligente, siempre dispuesta a quedarse hasta tarde, con tal de ayudarle a los demás.
Pero un día.... en la intimidad de su habitación, Dios habló a su vida y con estas palabras se dirigió:

__Sabrina, Sabrina, amada y princesa mía. ¿Por qué vivís tan angustiada, por qué vivís tan pendiente de los demás?

Ella quedó inmóvil, era como si en su cuarto un coro de ángeles estaban cantando a Dios. Y en su pecho comenzó a sentir una brisa suave y como una mano gigante algo tocó su corazón.
Comenzó a llorar desesperadamente, sabía que el Espíritu Santo estaba tocando su corazón. Tuve miedo y tuvo gozo, todo se mezclaba en su interior; quería gritar bien fuerte pero sin embargo en el silencio de su cuarto cayó de rodillas ante Dios.

Fue ahí cuando otra vez la voz de Dios susurró a su corazón:

_Sabrina, mi hija amada, no es mi voluntad que vivas bajo tanta ansiedad. No es mi deseo que vivas amargada, que quieras agradar todo el tiempo a las personas y que de tus labios no puedas decidir y aprender a decir no, cuando algo no podés. Vení a Mí en este día, que tengo lirios y rosas, para vos.
Vení a Mi en este día, que deseo coronarte con mi amor y santidad.

Sabrina no dudó en un instante y allí tirada en la alfombra de su cuarto estas palabras exclamó:
_Jesús, ayúdame, te necesito, no sé como hacerlo, no quiero ser así.

Y de repente, el poder del Espíritu Santo fue sobre su vida y ella se puso de pie; y con una fuerza interior sobrenatural, levantó sus manos al cielo y con voz firme esta oración declaró:

_Padre en el nombre de Jesús, te pido perdón por mis pecados. Renuncio en Cristo a todo lo que está gobernando mi vida y que me quita la paz. Renuncio en el nombre de Jesús, a querer agradar a todo el mundo, renuncio al temor y a la ansiedad, renuncio a la soledad, al qué dirán, a la autosuficiencia, al menosprecio y a todo lo que me lleva a vivir una vida lejos de Tí. Espíritu Santo ven a mi vida, te necesito, amén.

Inmediatamente, Sabrina fue a su armario, tomó su maleta y en un acto de fe la abrió. Y se animó a jugar como una niña, y en su valija puso una nota, donde decía.... "A partir de hoy, soy una nueva mujer, una mujer que deja huellas de bendición, una mujer que comienza de nuevo de la mano de Dios" " A partir de ahora, voy a llevar solamente esta maleta, en donde llevo a la nueva Sabrina, una Sabrina a la que en una mañana soleada, Jesús visitó"

Y vos... ¿Cuál de las dos Sabrina sos? La que vive amargada, preocupada y de manera exigente. O la que vive libre de cargas, porque entregó su tiempo y su vida, en las manos de Dios"

Con cariño: Tere.

¡Qué Dios te bendiga!



jueves, 17 de diciembre de 2015

"SUS CARICIAS EN TU ROSTRO"

Hola... ¡Qué la hermosa presencia de Dios inunde tu día!
Hoy en Buenos Aires es una mañana lluviosa, un trueno bastante fuerte hizo templar las ventanas de mi hogar. Me encuentro en mi cocina, leyendo la Biblia, orando y pidiéndole al Espíritu Santo que llene mi vida de su presencia.
Y cuando cerré mis ojos, sentí que el Espíritu Santo ponía en mi corazón estas palabras:
__ Tere, deciles a mis hijas, que deseo cada día acariciar sus rostros con mi amor.


Y allí en la intimidad de mi casa, con los truenos que se repiten una y otra vez, sentí un fuego cálido pero profundo en el medio de mi pecho, sabía que Jesús estaba allí.


No sé como es tu relación con Dios, tal vez este pequeño detalle que cuento ante tus experiencias no son nada. Pero hoy me quiero dirigir a aquellas mujeres que se sienten abrumadas por los problemas, cansadas ante tantas luchas, fatigadas ante tanta preocupación.


Amada, Jesús está con vos, la poderosa y amorosa mano de Dios sostiene tu vida y tu hogar. El maravilloso Espíritu Santo desea pasar tiempo a solas con nosotras.


Te invito allí en donde te encuentres, a cerrar por un instante tus ojos y así abrirle tu corazón a Jesús. Animate a contarle lo que te pasa, lo que te asusta, lo que te roba la paz. Dejá que el Espíritu Santo sane con su presencia tus heridas. Y te vas a sorprender cuando comiences a sentir paz, esa paz que sobrepasa todo entendimiento.


Filipenses 4:6 Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias.
7 Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.



Necesitamos vaciarnos ante la presencia de Dios, necesitamos despojarnos de nosotras mismas, renunciar en el nombre de Jesús a todo lo que nos agobia, para luego levantar nuestras manos al cielo y comenzar a recibir de sus ríos inundando nuestro ser.


Solamente Jesús puede transformarnos, Él desea llevar tus cargas, Él desea que le ames y te dejes amar.


San Mateo 11:28 Venid a Mí todos los que estáis trabajados y cargados, y Yo os haré descansar.


Y ahora, voy a ir un poquito más allá y te voy a invitar que allí dónde te encuentres, inclines tu rostro y comiences a sentir que su presencia santa acaricia tu rostro, cuan papá amoroso, deseoso de que le conozcas.


Y sé que después de tener ese momento tan íntimo con el Espíritu Santo, vas a poder ponerte de pie por dentro y con todas tus fuerzas estas palabras del Salmo 23:5 brotarán de tu corazón..."Unges mi cabeza con aceite; mi copa está rebosando."


¡No hay lugar más hermoso para vivir este día, qué en los brazos de Dios!


Salmo 27:4 Una cosa he demandado a Jehová, ésta buscaré; Que esté yo en la casa de Jehová todos los días de mi vida, Para contemplar la hermosura de Jehová, y para inquirir en su templo.


Con cariño: Tere.


¡Qué Dios te bendiga!









miércoles, 16 de diciembre de 2015

"UN POPURRÍ DE IMAGENES Y TEXTOS BÍBLICOS"








Con cariño: Tere.

¡Qué Dios te bendiga!






lunes, 7 de diciembre de 2015

PARA ESTE LUNES... "MIS FUERZAS EN TÍ"

Hola... ¡Dios te bendiga en este comienzo de semana!


Estaba pensando en nosotras las mujeres, cuando debido al cansancio físico o emocional; sentimos que nuestro rostro se envejece, nuestras facciones se decaen, nuestra mirada pierde el brillo y nuestro semblante manifiesta un color pálido que nos está diciendo que algo anda mal, muy mal.


Entonces pensaba en Jesús, en su fortaleza rodeando nuestras vidas, en su perfume rodeando nuestro físico y en su rocío y su lluvia refrescando nuestro rostro, haciéndonos sentir una nueva mujer.
Y estas palabras brotaron desde mi corazón...


Refréscame en tu manantial de vida.
En tus ríos y en tus aguas, donde anhelo yo beber.
Rocíame, con tu fuente y tu fragancia.
Que necesito sentirme una nueva mujer.
Restáurame, con el amor de tu mirada.
Con la brisa de tu río y el poder de tu unción.
Minístrame debajo de tus alas.
Donde nadie me vea y estemos solo Tú y yo.

Te amo Jesús.


Si estás cansada, abatida, preocupada y sin fuerzas, el único lugar para salirte de todo eso y recobrar nueva vida, es en los brazos amados de Jesús.


San Mateo 11:28 Venid a Mí todos los que estáis trabajados y cargados, y Yo os haré descansar.


Isaías 40:29 Él da esfuerzo al cansado, y multiplica las fuerzas al que no tiene ningunas.
30 Los muchachos se fatigan y se cansan, los jóvenes flaquean y caen;
31 pero los que esperan a Jehová tendrán nuevas fuerzas; levantarán alas como las águilas; correrán, y no se cansarán; caminarán, y no se fatigarán.



Padre amado, en el nombre de Jesús, te entregamos este comienzo de semana en tus manos. Te entregamos todo cansancio, toda preocupación, toda fatiga, toda ansiedad y te pedimos que tu unción y favor esté sobre cada vida y cada hogar. Nos consagramos a Tí en obediencia, santidad, amor y te derramamos nuestro corazón en adoración. Te pedimos que bendigas cada vida y cada familia. Te amamos, amén.


Con cariño: Tere.


¡Qué Dios te bendiga!
Resultado de imagen para barra separadora para blog gratis flores