viernes, 3 de enero de 2014

"EMPEZANDO OTRO AÑO CON USTEDES..."

¡Hola!!! ¿Cómo han comenzado el año?
Seguramente que muy bien.

Para mí, es un honor poder estar con ustedes otro año más. Les invito a que me acompañen en todo este año 2014; y así poder compartir nuevas experiencias, muchos testimonios, por supuesto la Palabra de Dios y desde ya oraciones que nos van a llevar a conquistar en el plano espiritual todo lo que Dios tiene para nuestras vidas.


Sé que tenemos por delante un año de conquista, un año de conocer más a nuestro Dios, sé que en el nombre de Jesús recibiremos salvación, sanidad, liberación, restauración, prosperidad, etc. según conforme lo necesitemos.

Pero para mí es fundamental comenzar otro año más de vida, consagrando a Dios todo nuestro ser y nuestro hogar.
Como siempre digo no busco a Dios por lo que me da, sino que lo busco y lo sigo por lo que Él es.

Como hijos de Dios debemos vivir una vida en santidad, en obediencia, conforme a su bendita voluntad y su divina Palabra.
Este año deseo que la presencia del Espíritu Santo nos inunde, nos llene, nos renueve, nos de poder para vencer, para proclamar las virtudes de Jesús, para ser sal y luz, para alumbrar en medio de la oscuridad y ser fieles siervos de nuestro Dios.

Gracias por acompañarme otro año más, gracias por los correos que recibo, gracias por tanta manifestación  de cariño.

Desde ya quiero que sepan que cada petición que me envían, no son pasadas por alto para mí, sino que apenas las leo comienzo a orar y las anoto en mi lista diaria de oración; en la cual cada día intercedo, sabiendo que en el nombre de Jesús hay poder y que nuestra fe mueve la mano de Dios.


Salmo 1:1 Bienaventurado el varón que no anduvo en consejo de malos,
Ni estuvo en camino de pecadores,
Ni en silla de escarnecedores se ha sentado;
1:2 Sino que en la ley de Jehová está su delicia,
Y en su ley medita de día y de noche.
1:3 Será como árbol plantado junto a corrientes de aguas,
Que da su fruto en su tiempo,
Y su hoja no cae;
Y todo lo que hace, prosperará.
 
 
San Lucas 1:37 porque nada hay imposible para Dios
 
 
 3 de Juan 1:2 Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas,
y que tengas salud, así como prospera tu alma. 
 
Con cariño: Tere.

!Qué Dios te bendiga!