jueves, 29 de agosto de 2013

!CONVIENE.... CLARO QUE NOS CONVIENE!!!

Hola... !Qué Dios te bendiga mucho en este bello día! !Qué bonito día de sol tenemos hoy en Buenos Aires!  Escucho a los pajaritos cantar y después de tantos días de ola polar, parecería que todo comienza a querer oler a Primavera. Me encanta cuando vienen las mariposas a mi patio, enseguida pienso en el proceso que han pasado para ahora lucirse así tan bellas y me detengo en mirarlas y a la vez pienso en mi vida y en la de tantas mujeres que día a día vamos siendo cambiadas y transformadas en las manos de Dios.
Esta mañana bien tempranito estaba meditando en la Biblia, la preciosa y poderosa Palabra de Dios.
Me gustaría compartirte este pasaje bíblico...
 
San Marcos11:25 Y cuando estéis orando, perdonad, si tenéis algo contra alguno, para que también vuestro Padre que está en los cielos os perdone a vosotros vuestras ofensas.
11:26 Porque si vosotros no perdonáis, tampoco vuestro Padre que está en los cielos os perdonará vuestras ofensas.


Siempre le digo a Dios que por favor si hay algo oculto en mi corazón que no me doy cuenta, que lo saque a la luz, porque quiero tener una vida agradable ante Él.
Nuestro corazón es engañoso, entonces necesitamos de la mano divina de nuestro Señor para que tome el control de nuestras situaciones y nos haga libre de toda falta de perdón en el nombre de Jesús.

Cuantas veces le he dicho a Dios...

__Señor esta persona me ha lastimado, yo creo que no tengo nada contra ella, pero por las dudas la perdono en el nombre de Jesús y me perdono a mí por haber caído en esa situación.

Nuestra relación con Dios debe ser de amigos, debe ser de Padre amoroso a hijos obedientes y deseosos de hacer su voluntad.
Cuando estoy orando le desnudo el alma, le abro mi corazón, no tengo secretos para con Dios, Él sabe como soy, nada le es oculto de mí, pero yo tengo la obligación y el deseo de abrirle cada día mi corazón.

Nos conviene perdonar, la Palabra de Dios es clara, si no perdonamos Dios no perdonará nuestras ofensas. Si Dios siendo Dios nos perdona a través de su Hijo Jesucristo.... ¿Quiénes somos nosotros para considerarnos más qué Dios y no perdonar?


Ahora bien, el perdonar es una actitud, es un paso de obediencia pero eso no significa que al perdonar  a alguien que por ejemplo te esté maltratando, vos vayas y te pongas otra vez a merced del maltratador.
El perdonar es liberador para el alma, para el espíritu, cierra aquellas puertas que se pudo haber abierto, como el rencor, el temor, la culpa, el resentimiento, el odio, aún muchas veces la enfermedad.

No sé si ya empezaste tu día poniéndote en las manos de Dios, no sé si has evaluado tu corazón conforme a la Palabra de Dios, pero te quiero alentar a que si el Espíritu Santo está hablando a tu vida ahora y tenés que perdonar a alguien o quizás te tenés que perdonar a vos mismo/a, que por favor no dilates el tiempo y lo hagas.
Te voy a guiar en oración:

_Amado y poderoso Dios es en el nombre de Jesús que me arrepiento de todos mis pecados, recibo a Jesús como mi Señor y mi Salvador personal, por favor anotá mi nombre en el libro de la vida.
Padre querido, ahora en el nombre de Jesús tomo la decisión de perdonarme, por lo que hice, por lo que permití que hagan conmigo, por lo que no hice y por todo aquello que dañó mi vida y que me alejó de tu lado.
También tomo la decisión personal de perdonar a .....(poné el nombre o los nombres de quien tengas que perdonar), es en Cristo Jesús que perdono y me declaro libre de toda falta de perdón, de todo deseo de venganza, de todo odio, rechazo, violencia, culpa y cualquier otra puerta espiritual que he abierto en mi vida.
Hoy te elijo a Tí Señor, elijo hacer tu voluntad, elijo vivir en obediencia y santidad, elijo seguirte y darte la prioridad a mi vida.
Espíritu Santo por favor quiero conocerte, lléname de tu presencia, de tu unción, de tu paz, de tu amor, revelate a mi vida, te necesito. Amén.

Con cariño: Tere.

!Qué Dios te bendiga!