viernes, 21 de junio de 2013

"MARAVILLOSOS TEXTOS BÍBLICOS PARA ESTE FIN DE SEMANA"

Proverbio 4:23 Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón;
Porque de él mana la vida.
 
 
 

Génesis 28:15 He aquí, Yo estoy contigo, y te guardaré por dondequiera que fueres, y volveré a traerte a esta tierra; porque no te dejaré hasta que haya hecho lo que te he dicho. 
 
 

Romanos 14:9 Porque Cristo para esto murió y resucitó, y volvió a vivir,
para ser Señor así de los muertos como de los que viven. 


 
 Jeremías 33:3 Clama a Mí, y Yo te responderé,
y te enseñaré cosas grandes y ocultas que tú no conoces.
 
 
Oremos:
 
Padre amado y querido Dios, en este día venimos ante tu presencia para pedirte perdón por nuestros pecados y para rogarte que tu favor, tu gracia y tu misericordia reinen en nuestra vida y hogar.
Amado y precioso Dios te entregamos este fin de semana en tus manos, cubrimos nuestra vida y la de nuestra familia con la sangre de Cristo Jesús y te clamamos para que tu presencia sea derramada en nuestro corazón.
Señor Amado declaramos que en Cristo Jesús somos más que vencedoras, que deseamos obedecerte y servirte con todo el corazón.
Anhelamos más de Ti hoy, te clamamos con nuestro corazón rendido ante tu majestad para que tu pasión, tu justicia, tu avivamiento reine en nuestro ser y en nuestros seres queridos.
Señor amado, no permitas que el enemigo engañe a nuestros seres amados, no permitas que la enfermedad, el dolor, las dificultades vengan a nuestro hogar.
Señor nos consagramos hoy a Ti como tus hijas amadas, pidiéndote que nos des sabiduría de lo alto para ser mujeres sabias y entendidas en Ti.
Por favor Señor, derramá de tu discernimiento sobre nuestra vida, danos paz, danos gozo, danos fortaleza y tu bendita unción.
Amado Padre Celestial, tuyo es el reino, el poder y la gloria y nosotras tus hijas te amamos, te entregamos nuestras vidas en santidad, en temor reverente ante tu majestad.
No hay nadie como Tú divino Dios, gracias amado Jesús por darnos salvación y gracias Espíritu Santo porque tu presencia nos llena de poder, porque en tu presencia hay plenitud de gozo y porque tu presencia rompe todo yugo.
Te damos la gloria y te clamamos por cada petición para que tu voluntad sea en cada una de ellas y te clamamos para que por medio de el sacrificio de Cristo Jesús sean sanadas cada vida que lo necesita.
Gracias Dios, gracias por darnos la vida, por tenerte, por estar a nuestro lado siempre.
Amén.

 
 
Con cariño: Tere.