lunes, 22 de octubre de 2012

¿CÓMO ESTÁ NUESTRA ALMA HOY …? ¡DIOS ES NUESTRO LIBERTADOR!

3 de Juan 1:2  Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma. 


Este texto nos habla de estar en buena salud, es un deseo intercesor hacia la otra persona; y a la vez una advertencia de ver como nos encontramos en todas las áreas de nuestras vidas.
Cuerpo, mente, alma, espíritu, materialmente, etc.
Somos cuerpo, alma y espíritu y debemos tener un equilibrio en cada área.
La prosperidad en todas las áreas debe ser un resultado de nuestra calidad de vida en Cristo Jesús, de nuestra entrega, dedicación y obediencia a la Palabra de Dios.
En este texto la palabra prosperado (griego/eudoo) significa “ayudar sobre la marcha”…o tener “éxito en alcanzar…” (Definición extraída de la Biblia Plenitud)
Para prosperar en todas las cosas, para tener salud en todas nuestras áreas, debe prosperar nuestra alma.

Entonces me pregunto:

*¿Cómo está nuestra alma?
*¿Cómo está nuestra vida espiritual ante los ojos de Dios, cómo están nuestras emociones, nuestras relaciones, cómo está nuestro ser?

1 de Juan 1:9 Si confesamos nuestros pecados, Él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad.
1:10 Si decimos que no hemos pecado, le hacemos a Él mentiroso, y su palabra no está en nosotros.


Todas pecamos, es nuestra naturaleza humana, pero debemos en Cristo arrepentirnos de cada uno de ellos, confesar lo que hemos hecho y ser limpias por medio de su sangre preciosa.
No estamos solas, tenemos un abogado que nos defiende, su nombre es Jesús.

1 de Juan 2:1 Hijitos míos, estas cosas os escribo para que no pequéis; y si alguno hubiere pecado, abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo. 

Tenemos a un Dios maravilloso reconciliándose con nosotras por medio de su Hijo Jesús y además contamos con la maravillosa presencia del Espíritu Santo en nuestras vidas, intercediendo con gemidos indecibles a nuestro favor.


Romanos 8:26 Y de igual manera el Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad; pues qué hemos de pedir como conviene, no lo sabemos, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos indecibles.

Y además recibimos poder por medio del Espíritu Santo no sólo para predicar y ganar almas, sino poder para vencer, para tomar autoridad sobre nuestras vidas y sobre el poder de las tinieblas.

Hechos 1:8 pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea, en Samaria, y hasta lo último de la tierra.

Tenemos que identificar lo que está atando a nuestra alma y sacarlo en el nombre de Jesús.

Efesios 4:32 Antes sed benignos unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a vosotros en Cristo.

Debemos perdonar:

1)     A Dios si creemos que Él tiene la culpa de lo que nos pasó.
2)     Perdonarnos a nosotras mismas.
3)     Perdonar a los demás o a alguna circunstancia, etc.

¡Todas nosotras queremos algo nuevo de parte de Dios!

Levítico 26:10 Comeréis lo añejo de mucho tiempo, y pondréis fuera lo añejo para guardar lo nuevo.

Para que Dios nos de por medio de su Hijo Jesucristo y a través de su Santo Espíritu cosas nuevas, debemos identificar lo viejo, lo que estorba nuestra vida, renunciarlo en el nombre de Jesús y sacarlo.

Tito 2:11 Porque la gracia de Dios se ha manifestado para salvación a todos los hombres,
2:12 enseñándonos que, renunciando a la impiedad y a los deseos mundanos, vivamos en este siglo sobria, justa y piadosamente

Debemos identificar en el nombre de Jesús, qué barreras hay en nuestras vidas que nos paraliza y no nos deja avanzar.
Esas barreras van a ser derribadas hoy por el poder de nuestro Señor Jesucristo.


¿A qué debemos renunciar en el nombre de Jesús?

Ej: Falta de perdón, odio, orgullo, resentimiento, culpa, temor, celos, amargura, depresión, incredulidad, ansiedad,  frustración, cansancio, menosprecio, queja, chisme, crítica, venganza, mentiras, pensamientos de muerte, intento de suicidio, pensamientos de homicidio, fornicación, incesto, adulterio, pornografía, vicios, aborto, blasfemias, brujería, baja autoestima, masturbación, lesbianismo, etc.

Oremos:

Señor amado en este día, te pedimos perdón por todos nuestros pecados, nos arrependimos ahora y nos consagramos a Tí.
Pedimos que la preciosa y poderosa presencia del Espíritu Santo llene nuestras vidas y nuestros hogares ahora y declaramos que vos sos nuestro único Dios y a Tí nos debemos.
Señor Jesús te pedimos que tu virtud sanadora esté ahora obrando en nuestras vidas, que tu salvación, tu paz, tu salud, tu bondad, tu misericordia, tu compasión y tu liberación nos ministre hoy y siempre.
Padre amado en el nombre de Jesús, nuestro abogado, te pedimos que derrames del Espíritu Santo sobre nosotras y que nos ayudes a identificar si hay falta de perdón, o algo de lo que hemos mencionado en la lista o algo que no sabemos pero que está guardado en nuestro corazón.
Queremos recibir de Tí hoy, queremos ser libres en el nombre de Jesús, queremos sacar todo lo añejo que nos ata y nos aleja de tu presencia, para recibir lo nuevo que tenés para cada una de nosotras.
Te rogamos que este sea un día de sanidad interior para cada una de nuestras vidas, que tu Espíritu Santo nos guíe a orar y a recibir tu liberación, tu respuesta y tu vida abundante.
Te amamos, nos consagramos a Tí en este comienzo de semana, nos cubrimos con la sangre de Cristo Jesús, al igual que a nuestra familia y levantamos nuestros brazos al cielo, declarándo que tu presencia va con nosotras y nos da descanso, declaramos que nos rendimos a Tí, que aunque el enemigo venga como río, sabemos que tu Espíritu Santo levantará bandera a nuestro favor y a favor de nuestro hogar.
Espíritu Santo ven hoy a nosotras y renueva nuestro ser.
Amén. (Así sea).

ATENCIÓN.

Ahora quiero dirigirme a tu corazón y te quiero animar y alentar a que tomes para tu vida esta alabanza de adoración que te voy a regalar; para que creas que Dios tiene algo grande para vos..... amada solamente cree.

Si hay alguna sierva de Dios que está cansada, desanimada, que ha dejado su llamado o tiene pensando hacerlo debido a tanta presión que siente a su alrededor, te digo amiga..."No lo hagas, porque algo grande viene para tí hoy de parte de Dios, en el nombre de Jesús y por el poder de su Espíritu Santo"
 
 

(Video extraído de You Tube)

Con cariño: Tere.
 

!Qué Dios te bendiga!