martes, 21 de febrero de 2012

"TEXTOS BÍBLICOS PARA MEDITAR, ATESORAR, RESPETAR Y PONER POR OBRA"

Es indispensable y necesario que leamos cada día la Palabra de Dios, la Santa Biblia.
En ella encontraremos palabra verdadera, que traerá ánimo, paz, salvación, sanidad y restauración a nuestras vidas.
Debemos dejar que el Espíritu Santo nos revele cada palabra y nos traiga luz a nuestra mente y corazón.
No podemos decir que conocemos a Dios si no leemos de Él.
¿Cómo vamos a saber su voluntad sobre nuestras vidas si nunca leemos la Biblia?
¿Cómo vamos a saber de Jesús y sus milagros si ni siquiera leemos el Nuevo Testamento?
¿Cómo vamos a saber la obra del Espíritu Santo, su revelación y su inspiración si ni siquiera leemos la Palabra de Dios y pasamos momentos de oración y de intimidad con Él?
Tenemos la obligación como cristianos de conocer la Palabra de Dios, tenemos que ser rápidos en hacer su voluntad y vivir una vida en santidad, en paz y amor.
Te invito a que medites en estos textos bíblicos y que luego eleves a este maravilloso, amoroso y divino Dios una oración en la cual le abras tu corazón y le entregues toda tu vida.







SALMO 37:5 Encomienda a Jehová tu camino,
Y confía en Él; y Él hará.










ROMANOS 12:21 No seas vencido de lo malo, sino vence con el bien el mal.











JEREMÍAS 29:11 Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis.









ISAÍAS 9:6 Porque un niño nos es nacido, hijo nos es dado, y el principado sobre su hombro; y se llamará su nombre Admirable, Consejero, Dios Fuerte, Padre Eterno, Príncipe de Paz.




!Qué Dios te bendiga!