viernes, 30 de diciembre de 2011

PARA UN 30 DE DICIEMBRE...UN POPURRÍ DE SALMOS


Estos versículos entre otros me acompañaron a lo largo del año 2011; te los quiero compartir, para que puedas meditar en ellos y atesorarlos en tu corazón.
No te olvides nunca que Dios está atento a tus peticiones, que tu corazón es preciado para Él y que tu vida en sus manos tiene un gran propósito.



Salmo 1:1Bienaventurado el varón que no anduvo en consejo de malos,
Ni estuvo en camino de pecadores,
Ni en silla de escarnecedores se ha sentado;
1:2 Sino que en la ley de Jehová está su delicia,
Y en su ley medita de día y de noche.
1:3 Será como árbol plantado junto a corrientes de aguas,
Que da su fruto en su tiempo,
Y su hoja no cae;
Y todo lo que hace, prosperará.


Salmo 9:9 Jehová será refugio del pobre,
Refugio para el tiempo de angustia.
9:10 En Ti confiarán los que conocen tu nombre,
Por cuanto tú, oh Jehová, no desamparaste a los que te buscaron


Salmo 13:5 Mas yo en tu misericordia he confiado;
Mi corazón se alegrará en tu salvación.
13:6 Cantaré a Jehová,
Porque me ha hecho bien


Salmo 16:11 Me mostrarás la senda de la vida;
En tu presencia hay plenitud de gozo;
Delicias a tu diestra para siempre.


Salmo 23:1 Jehová es mi pastor; nada me faltará.
23:2 En lugares de delicados pastos me hará descansar;
Junto a aguas de reposo me pastoreará.
23:3 Confortará mi alma;
Me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre.
23:4 Aunque ande en valle de sombra de muerte,
No temeré mal alguno, porque tú estarás conmigo;
Tu vara y tu cayado me infundirán aliento.
23:5 Aderezas mesa delante de mí en presencia de mis angustiadores;
Unges mi cabeza con aceite; mi copa está rebosando.
23:6 Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida,
Y en la casa de Jehová moraré por largos días.


Salmo 32:8 Te haré entender, y te enseñaré el camino en que debes andar;
Sobre ti fijaré mis ojos.


Salmo 34:4 Busqué a Jehová, y Él me oyó,
Y me libró de todos mis temores.


Salmo 34:7 El ángel de Jehová acampa alrededor de los que le temen,
Y los defiende.


Salmo 37:4 Deléitate asimismo en Jehová,
Y Él te concederá las peticiones de tu corazón.


Salmo 42:5 ¿Por qué te abates, oh alma mía,
Y te turbas dentro de mí?
Espera en Dios; porque aún he de alabarle,
Salvación mía y Dios mío.


Salmo 92:10 Pero tú aumentarás mis fuerzas como las del búfalo;
Seré ungido con aceite fresco.


Salmo 119:105 Lámpara es a mis pies tu palabra,
Y lumbrera a mi camino.


Salmo 138:8 Jehová cumplirá su propósito en mí;
Tu misericordia, oh Jehová, es para siempre;
No desampares la obra de tus manos.


Quiero cerrar con este texto y decirte que Dios en el nombre de Jesús cumplirá su propósito en tu vida; El Espíritu Santo está a tu lado dándote sabiduría y revelándote su plan.
No mires tu condición actual, no termines este año 2011 en derrota, no entres al 2012 con la misma actitud.
Entregale hoy tu corazón a Jesús, dejá que su Santo Espíritu llene tu vida y pedile a Dios que derrame fe en tu corazón para creer.

Gracias por todo este año que me acompañaste a través de mi blog, te deseo un año 2012 en victoria, en bendición por medio de Jesucristo.
Cariños: Tere.


!Qué Dios te bendiga!