martes, 7 de junio de 2011

"ESTOY SEGURA.... DIOS ENVIARÁ UN ÁNGEL Y CERRARÁ LA BOCA DE LOS LEONES POR TÍ"


Daniel 6:22 Mi Dios envió su ángel, el cual cerró la boca de los leones, para que no me hiciesen daño, porque ante él fui hallado inocente; y aun delante de ti, oh rey, yo no he hecho nada malo.

En la vida vivimos muchas veces situaciones en donde algunas personas o tal vez nosotras mismas nos tiran o nos tiramos en el foso con enormes leones.
Y por supuesto en vez de clamar a Dios, nos desesperamos y enojamos, buscando consejo y ayuda en gente a lo mejor equivocada.

Nunca, pero nunca, Dios te va a tirar al foso de los leones, porque su esencia es amor y porque somos sus hijas.
Lo que sí Dios hace, es enviar ayuda a nuestro favor cuando se presenta a nuestra vida esos enormes gigantes o enormes y temibles leones a nuestros ojos humanos.

Sé y te lo puedo asegurar con todo mi corazón, que millones de veces Dios nos liberta del peligro y ni nos damos por enteradas.

Querida amiga, ya no temas, es el tiempo de creer en ese Dios tan grande que un día mandó a un ángel para que cerrace la boca de los leones que iban a comer a Dañiel.
Y como Dios no hace acepción de personas, te aseguro que enviará un ángel para ayudarte a tí también.

Sabemos bien que satanás anda como león rugiente buscando a quien devorar.
1 de Pedro 5:8 Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar;
Fijate que dice que satanás anda como león, no dice que es león y como esa inmunda cucaracha es padre de mentiras, nos quiere hacer creer que tiene algún poder sobre nosotras.
Sin embargo la Palabra de Dios nos enseña que Jesús es el León de la Tribu de Judá!! Gloría a Dios, ese es nuestro defensor, quien despedaza a cualquier enemigo que se interponga a tocar alguno de sus hijitos.

Apolapipsis 5:5 Y uno de los ancianos me dijo: No llores. He aquí que el León de la tribu de Judá, la raíz de David, ha vencido para abrir el libro y desatar sus siete sellos.

Para reflexionar:
¿Te sentís qué estás en el foso de los leones?
¿Sentís qué tu vida, tu hogar, tu matrimonio, tus hijos, etc. están en peligro de ser despedazados por los leones espirituales?
¿Podés creer qué JESÚS es el LEÓN DE LA TRIBU de JUDÁ qué te defiende y cierra la boca de cuaquier enemigo qué quiera hacerte daño?


Dejame guiarte en una oración.

Padre Dios, en el nombre de Jesús perdona todos mis pecados, pido al Espíritu Santo que hable a mi vida, que traiga la paz de Cristo a mi corazón.
Padre Dios, en el nombre de Jesús, tomo autoridad ahora y ordeno a toda situación, a todo león espiritual que se levantó contra mi vida y mi familia que se vaya ahora en el nombre de Jesús.
Señor perdoná mi incredulidad, me pongo bajo tu autoridad ahora, reconozco a La Trinidad divina obrando ahora sobre mi vida.
Aumenta mi fe, te necesito querido Dios, ayudame a perdonar a aquellas personas que me han dañado, quiero ser libre ahora, en el nombre de Jesús.
Amén. (Así sea)


!Qué Dios te bendiga!