viernes, 15 de abril de 2011

"DESDE MI CORAZÓN..."


SAN MATEO 22:37 Jesús le dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente.

Hola preciosa amiga: En el día de hoy quiero compartirte el único motivo de mi existir; Él es el gran amor de mi vida, quien me sostiene, me levanta, me consuela, me restaura, me ama, me cautiva y me hace suspirar de amor cada día.

Mi meta es San Mateo 22:37, amar a Jesús con todo mi corazón, mi alma, mi mente y mis fuerzas.
Porque cuando me enfoco en Él, mis preocupaciones disminuyen, mis ansiedades se calman, mis temores desaparecen, mis alegrías y victorias en Cristo aumentan y mi entorno cambia.

Debemos saber quienes somos en Cristo y llegar a vernos de la misma manera que Dios nos ve.
Dios quiere, desea, anhela y espera ser lo primero en todo en tu preciosa vida.

!Qué importante es poder identificar aquellas áreas de nuestras vidas qué nos están robando la paz!
!Qué importante es poner prioridades en nuestras vidas y permitirle a Dios qué Él sea nuestra primer prioridad!

Por muchos años de mi vida, nunca supe poner prioridad a nada.
Todo tenía que hacerlo ya, era muy autoexigente, muy hipersensible y muy hipernerviosa, temerosa y todos los hiper juntos que te podés imaginar.
Te aseguro que El Espíritu Santo se instaló a mi lado con todo su amor y toda su paciencia y me enseñó a vivir de otra manera.
Comencé a hacer listas de prioridades, pero me dí cuenta que todo para mí era prioridad, menos tomarme un tiempo para descansar y recuperar mi mente y mi cuerpo.
Así que todo era urgente para hacer, lavar, planchar, atender a mis hijos, mi esposo, la casa, las actividades de la iglesia, el teléfono que no paraba nunca de sonar y comencé a usar mis horas de sueño para realizar todas las actividades y compromisos tomados. A tal punto que por mucho años dormía sólo una hora y media por día.
Imaginate mi cabeza, mi mente, mis emociones, mi cuerpo, mi familia....todo explotó y fue ahí cuando Dios me dijo: !!!BASTAAAAA!!!!
Comencé de nuevo con Él, con el poder de su fuerza, con su amor y sabiduría y aunque a veces tengo tendencia a volver a repetir ciertos patrones, Jesús me abraza y me vuelve a enseñar.

Te comparto todo esto, para decirte que pongas a Dios en primer lugar en tu vida, que no somos mujeres super- hiper- PODEROSASSSSS!!!
Qué nos podemos equivocar, qué no tenemos por qué ser mujeres orquesta, estar en todos lados y hacer todo a la vez!!!

Te invito a descansar en los brazos de Jesús, a dejar que el Espíritu Santo te sane, te restaure, te llene de su presencia y te enseñe a vivir paso a paso conforme a su Palabra y a su Presencia.

Te envío cariños, te aliento a seguir adelante tomada de la mano de Jésús!!!

Sí necesitás oración podés escribirme, con total reserva estaré orando por vos.
tere-b@hotmail.com

!Qué Dios te bendiga!