jueves, 13 de enero de 2011

A MI ESPOSO...


Como estás...
Amado mío
Mi corazón tiembla
de amor al verte.
Por mis manos corren sudor y frío.
Solamente al escuchar tu voz,
mi ser se estremece.
Tengo sed mi amor,
tengo sed de tus ríos.
Estoy deseosa que viertas
tus dulces palabras de amor
en mis oídos.
Ya anochece, mi amado
He preparado nuestro lecho
con pétalos de rosas.
Y a través de la ventana
las estrellas iluminarán nuestro amor.
Mi vida es tu vida.
Mi ser te pertenece.
Y al ver que afuera amanece
No quiero que se escape el deseo de mi corazón
y es decirte que anhelo envejecer junto a vos.
Porque por siempre y para siempre
nos une este gran amor.

(De mi libro "Ahora sé quien soy" // aún no editado)

!Qué Dios te bendiga!